Inicio | Quiénes somos | Mapa del sitio | Recomienda el sitio | Contacto
 
 
Tu página de Inicio
Núm. de Edición: 0

 
Puebla, Pue., México
 
 
 
 
 
   
  23 de Septiembre   
   
 
Búsqueda general:
 
 
 
 
 
Ver más Artículos » Imprimir Artículo
18/12/2017

La neutralidad del Internet

Redacción

Proveedoras del servicio podrían cobrar como las de TV de paga


La Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos votó durante este jueves a favor de la eliminación de la Orden de Internet Abierto, es decir se eliminó la neutralidad de internet, lo que provocó la oposición de empresas, usuarios y políticos.

Con esta decisión de la Comisión Federal de Comunicaciones se derogó la Orden de Internet Abierto de 2015, promulgada por el entonces presidente estadounidense, Barack Obama.

La propuesta “Restauración del orden de la libertad en Internet”, fue presentada por el presidente de la Comisión, Ajit Pai.

 “Estamos ayudando a los consumidores y promoviendo la competencia. Los proveedores de banda ancha tendrás más incentivos para construir redes, especialmente en áreas poco atendidas”, aseguró Pai.

Esta era una medida poco aceptada por otros políticos y la población en general. Incluso 21 empresas de la industria tecnológica, antes de la votación, mandaron una carta abierta al Congreso estadunidense titulada “No saben cómo funciona Internet”, firmada por figuras como Steve Wozniak o Tim Berners-Lee.

¿Qué significa "neutralidad de la red"?

La neutralidad de la red obligaba a los proveedores de servicios de internet, así como a los gobiernos y organismos supranacionales que la regulan, a tratar todo el tráfico de datos de manera igualitaria, sin discriminar o realizar cobros diferenciados de acuerdo a los contenidos, plataforma, aplicación y tipo de equipo utilizado para acceder.

En otras palabras, un proveedor de internet no podía cobrar extra porque alguien veía una serie en Netflix o escuchaba música en Spotify en lugar de solo recibir mails y usar WhatsApp para enviar mensajes de texto.

Repercusión

Si bien el impacto directo de esta decisión será principalmente en Estados Unidos, la medida también podría afectar la experiencia de los usuarios con servicios, por ejemplo, de Netflix y HBO Go.

Por consiguiente, ahora las empresas proveedoras pueden exigir a compañías Over-the-Top (las que obtienen sus ganancias gracias a la red de redes y su infraestructura) como Netflix (o Google o Facebook) a pagar extra por utilizar ancho de banda extra.

Otra consecuencia sería que estas compañías comiencen a cobrar directamente a los clientes por acceder a determinados sitios web, de la misma manera en que las compañías proveedoras de televisión de paga cobran por los canales Premium.

Sin la neutralidad de la red, los proveedores de servicio tendrán la libertad de dividir internet en carriles lentos y rápidos y cobrar a las compañías por tener una velocidad de acceso más alta.

En tanto, para las empresas pequeñas esto podría ser una sentencia de muerte. Incluso gigantes como Netflix podrían no estar dispuestos a pagar más, lo que daría como resultado velocidades de transmisión más lentas.

Finalmente, sin neutralidad de la red, los proveedores de servicio podrían incluso bloquear el acceso a otros sitios que sean críticos con ellos o supongan una amenaza competitiva.

Por ejemplo en Portugal, al igual que en España, los proveedores de internet móvil ofrecen diferentes paquetes de acuerdo a las apps que el usuario quiere utilizar. Si uno quiere ver videos en Netflix y YouTube sin pagar extras exorbitantes por los datos, hay que agregar un paquete de 5 euros. Lo mismo pasa con las redes sociales o con los servicios de mensajería.

¿Cómo funcionaría entonces, en caso de que se dé el escenario más extremo posible? Los proveedores estadounidenses ofrecerían un paquete básico que garantizaría acceso a servicios como el mail y la Wikipedia, así como buscadores, y le agregaría paquetes temáticos. Entonces, para que Netflix o Amazon Prime Video no se corten, habría que pagar un extra.

Esto podría llevar a que aquellas empresas que no puedan pagar los fees extras que podrían requerir los proveedores terminen dando un peor servicio, lo que redundaría en un aumento de la posición de las empresas que dominan el mercado.

Afectaría a otros países

Con la aprobación de este proyecto, se sienta un precedente muy válido para que las operadoras del resto del mundo pidan a sus gobiernos hacer lo mismo.

Por otro lado, la falta de neutralidad en un país afecta a la competencia de las empresas que no son locales.

¿Lo peor? Una amplia mayoría de servicios de internet llegan precisamente de EU, así que esta decisión al afectarlos directamente también podría repercutir a sus usuarios a nivel global.

Con información a AETecno www.americaeconomia.com

Ver más Artículos » Imprimir Artículo


 
 
contacto@balance-financiero.com
Inicio | Quiénes somos | Mapa del sitio | Recomienda el sitio | Contacto
Notas del día | Colaboraciones académicos | Industria | Tecnología | Economía | Comercio | Columnas | Empresas | Directorio | Ligas de Interés
http://agilsoluciones.com